¿Te Bañas todos los días? La Ciencia te pide que Dejes de Hacerlo

La higiene es una práctica que se ha vuelto salvaje ante el ojo público. Todo el mundo quiere estar limpio, parecer fresco y oler bien, este deseo se ve influenciado por la publicidad y el temor al juicio. La Universidad de Medicina de California en San Diego, realizó un estudio que revela que ducharse con demasiada frecuencia no es saludable ni necesario.

El jabón elimina los aceites naturales de la piel haciendo que se vuelva seca y áspera, y el shampoo remueve los aceites de tu cuero cabelludo y los folículos, causando que tu cabello esté más seco y débil. Si bien hay acondicionadores y productos hidratantes disponibles, no son más que un pobre sustituto de lo que tu cuerpo genera naturalmente.

Seguir leyendo: 6 Razones para Ducharte con Agua Fría

Nuestro cuerpo es más que capaz de mantenerse limpio. Cuando te bañas estás tratando de limpiar la suciedad, el exceso de grasa y las bacterias malolientes, y lo que termina pasando en el proceso es que se quita la capa superior de piel muerta que protege las capas inferiores. Al romper esta capa, se quitan las grasas y lípidos responsables de la hidratación.

ducha emma stone

Cada vez que te duchas y te refriegas a ti mismo, estás descomponiendo esta capa. Cuanto más a menudo te frotas, más daño se acumula, de esa manera la piel sana se seca y queda sin protección. Hay bacterias que son buenas para el cuerpo y se eliminan si te bañas y frotas constantemente de una manera excesiva, estas bacterias son vitales para proteger tu piel y detener las infecciones. Lo mismo se puede decir para el cuero cabelludo, se necesitan aceites naturales y la presencia de bacterias beneficiosas para prosperar.

Seguir leyendo: Un Ducha de Darth Vader para Lavarte el Lado Oscuro

Sólo necesitas ducharte cada dos días aproximadamente, mientras tanto, puedes enjuagarte el sudor y la suciedad. Debes limpiar la ingle, las axilas y los pies cada vez que te duchas. Puedes omitir el resto y de esa manera las bacterias en la piel mantendrán las demás áreas saludables.

Ajustarse a este régimen puede resultar algo difícil, pero con el tiempo te sentirás mucho más suave y cómodo. También ahorrarás dinero en agua, jabones y lociones. Este método también te permitirá oler más a ti (en el buen sentido), en lugar de ser un collage de aromas comerciales.

Compartir

No hay comentarios