¿Por qué las personas exitosas se visten igual todos los días?

Cada mañana nos despertamos y lo primero que hacemos es pensar ¿Que me pongo hoy?

Perdemos tantos preciosos e irrecuperables momentos pensando preocupados en algo tan frívolo como la ropa. Una camisa u otra no va a cambiar el mundo, probablemente ni siquiera va a cambiar tu día. A pesar de que es una buena herramienta para analizar sociológicamente las distintas culturas y épocas, nos estamos convirtiendo en una sociedad excesivamente materialista y superficial.

El gran autor estadounidense Henry David Thoreau expuso en este sentido: “Nuestra vida es desperdiciada por los detalles. Simplifica, simplifica”. Entonces, no te compliques por lo pequeño. Haz de tu vida algo más fácil concentrándote en lo importante. Muchas personas exitosas han adoptado esta filosofía en sus rutinas diarias.

Algunos Ejemplos

Barack Obama – Solo Trajes Grises o Azules

Como líder del país más poderoso del mundo, tiene mucho que resolver. Por lo tanto, sin importar lo qué diga o haga será criticado siempre. Dicho en forma simple, él tiene un montón de cosas importantes en las que pensar más allá de su ropero.

Barack Obama
Flickr

Este es el principal motivo por el cual usa el mismo traje cada día. La mayor parte del tiempo lleva traje azul o gris. En un artículo de Michael Lewis para Vanity Fair, el Presidente explicó la lógica detrás de esta rutina: “Verán que uso sólo trajes grises o azules. Estoy tratando de disminuir mis elecciones. No quiero tener que elegir sobre lo que como o visto, porque tengo muchas otras decisiones importantes que hacer”.

Como lo plantea Stuart Heritage para The Guardian: “Barack Obama redujo su ropero hasta el punto en el que puede, con toda confianza, verse enfrentado a cualquier situación y tomar decisiones que impactan directamente en el futuro de la humanidad“.

Steve Jobs – Jean y Suéter Negro

Es mundialmente conocido el caso de Steve Jobs, que terminó vistiendo igual los últimos años de su vida. Este, después de un viaje a Japón en el que visitó la fábrica de Sony donde todos los empleados estaban vestidos igual le preguntó al CEO de la compañía por qué los trabajadores iban de esa forma. El directivo le respondió que tras las guerras muchos de sus empleados no tenían qué ponerse y la compañía tuvo que proporcionarles ropa para que pudieran ir a trabajar. Como luego vieron que dichos uniformes se estaban convirtiendo en un símbolo de la marca, decidieron contratar a un afamado modisto del país, Issey Miyake, para que diseñara las ropas a utilizar en la compañía y de esta manera reforzar la imagen de sus empleados de cara al público al ser identificados como trabajadores de Sony.

Steve Jobs
Flickr

A Jobs esta idea le fascinó y pensó implantarla también en Apple, así que encargó al mismo modisto japonés el diseño de un uniforme pero a los empleados de Cupertino no les gustó nada la propuesta y fue desechada. Sin embargo, a Jobs le gustaban mucho unos suéteres de cuello alto negros diseñados por Miyake, así que le pidió algunos ya que quería autoimponerse un estilo propio y marcado. Para su sorpresa, el modisto le envió un centenar de ellos, por lo Steve luego comentaba con sorna que tenía suficientes para vestirse durante el resto de su vida. Al final, terminó dándose cuenta que ahorraba muchísimo tiempo y energía al no tener que elegir qué ponerse y decidió vestir sólo con esta prenda y unos jeans. Los que siguieron durante años sus conferencias dan fe de ello.

Mark Zuckerberg – Veinte Remeras Grises

Aún más recientemente se ha conocido que el CEO de FacebookMark Zuckerberg al que siempre vemos vestido de la misma manera, dispone únicamente de veinte remeras grises para vestir, prenda que copa su armario junto con sus pantalones de jeans y sus terroríficas zapatillas Adidas.

Mark Zuckerberg Veinte Remeras Grises
Flickr

Esto se ha sabido gracias a que un ex becario que trabajó en el verano de 2011 en la red social, lo ha explicado a través de Quora en respuesta a una cuestión de otro usuario de la red de preguntas y respuestas:

“En uno de los primeros viernes de preguntas y respuestas del verano de 2011 después de que los becarios llegáramos, un becario pidió el micrófono y preguntó algo así como “Oye Zuck, un par de los nuevos becarios y yo nos estábamos preguntando… ¿tienes más de una camiseta?” La habitación entera (incluido Mark Zuckerberg) se partió de risa, y él dijo que lleva siempre la misma ropa cada día porque está ocupado y eso hace que sea una cosa menos sobre la que pensar por la mañana“

En una entrevista para una cadena de televisión a Zuckerberg le preguntaron si esto era cierto, a lo que él respondió afirmativamente: “Siempre me pongo lo mismo. Quiero decir, es literal, si pudieras ver mi armario…” […] “quizás tenga unas 20 [en referencia a las camisetas]”. Además reconoció que sólo tiene un armario y la mayoría está lleno de cosas de su esposa, Priscilla Chan.

Otros ejemplos son Albert Einstein que usaba diferentes variantes del mismo traje gris. Bill Gates y sus camisas formales o Sergey Brin, de Google, y sus zapatillas con dedos.

La Fatiga generada la Toma de Decisiones

El cerebro es como un músculo: cuando se agota, se vuelve menos eficaz. La fatiga es una condición psicológica real en la que la productividad de la persona sufre debido al agotamiento por tener que tomar muchas decisiones irrelevantes frecuentemente. En pocas palabras, al hacer hincapié en cosas como qué comer o qué vestir, las personas se vuelven menos eficientes en el trabajo.

Esto es justamente por qué estas personas decidieron simplificarse la vida adoptando un ropero monótono.

Hace tu Vida más Fácil

Ya entendimos que tener una enorme colección de ropa no es importante. Perdemos tanto tiempo preocupados de cosas que no tienen consecuencias vitales y ni siquiera nos damos cuenta de lo fácil que sería cambiar esto.

José Mujica, ex-presidente de Uruguay, es otro ejemplo de esto. Él rechaza la conformidad y se niega a usar corbata, diciendo: La corbata es un trapo inútil que te aprieta el cuello. Soy un enemigo del consumismo, porque por su culpa es que nos estamos olvidando de cosas fundamentales y desperdiciando fuerza humana en frivolidades que tienen poco que ver con la felicidad humana“.

Pepe Mujica
Flickr

José tiene toda la razón. La gran mayoría de nosotros somos culpables de obsesionarnos con cosas materiales que finalmente no traen valor real a nuestras vidas. La verdadera realización se logra saliendo al mundo e impulsando cambios positivos y palpables.

Comprar un nuevo par de zapatos puede hacerte sentir mayor confianza en el corto plazo, pero no enriquecerá tu vida. Sin duda, el mundo sería un lugar muy aburrido si todos usáramos exactamente lo mismo cada día. Pero podríamos considerar simplificar nuestras vidas, reduciendo la cantidad de tiempo en que nos dedicamos a pensar sobre aspectos sin sentido del día. En el proceso, uno podría descubrir que está significativamente menos estresado, más productivo y más realizado.

La vida ya es suficientemente complicada, no permitas que las pequeñas cosas conduzcan tu felicidad. Simplifica, simplifica.

FUENTEElite daily y otros
Compartir
Juan M. Bertolino
Founder de OneClap. Emprendedor. Amo la fotografía, los viajes, el diseño web y la tecnología. Duermo poco, sueño mucho.

No hay comentarios